Y esta “era” la situación actual (hace tan sólo unas semanas):

hace unas semanas
hace unas semanas

Como se puede observar estaban prácticamente acabadas quedando únicamente rematar el interior, el 50% de la portería y urbanizar.

Y decimos “era” porque “alguien” aparentemente con todas las llaves en su poder (abriendo para entrar y cerrando al marchar) se dedicó a desmantelarlos a plena luz del día: llevándose bañeras, duchas, bombas de agua, calderas, ventanas, puertas, canalones…

Y más curioso aún resulta, que a pesar del importante valor de lo presuntamente sustraido, “parace ser” que  ni el que promueve, ni el que construye, ni el que financia, ni el que tasa…ha interpuesto la  correspondiente denuncia.

curioso, ¿no?

Anuncios